Make your own free website on Tripod.com

smt.jpg

La marcha que se viene
Home
¿Show business?
¿y Wellington?
Presidentes muertos
Al otro lado del río
A la maestra ¿con cariño?
Un tal Hugo
Se equivocó Calderón
Puros chiles (la invasión china)
El día después de Katrina
¡Shalom! (paz)
El quinto elemento
La píldora
Terrorismo, la disyuntiva
Las "vivas" de Juarez
Inhala, las causas del narcotrafico
Tan cerca y tan lejos
Cena de negros
Pleito de Droguerías
¿Club Eutanasia?
La marcha que se viene
El arma mas poderosa de Estados Unidos
Auschwitz, 60 años despues
Tragicomedia Zapatista
Si yo fuera diputado
pais de cinicos
año nuevo, ¿vida nueva?
ASCO (linchamiento en Tlahuac)
Gano Bush
¿porque NO debe ganar el PRD en el 2006?
2 de Octubre (si se olvida)
No nos equivoquemos
El deforme de gobierno
año nuevo, ¿vida nueva?
Bravo! Fox
Le pondremos Jorge al niño
Las puertas del infierno
Zapatero a tus zapatos
Terrorismo
Lente loco
Hollywood no lo hubiera hecho mejor
No nos ayudes compadre
Intelectuales
Los motivos del peje
El fin y los medios
Se acabaron los 90´s

La marcha que se viene

 por: GERARDO ENRIQUE GARIBAY CAMARENA

7/02/05

 

Andrés Manuel López Obrador ha convocado a una marcha para el día en que sea votado su desafuero, la verdad, lo anterior no sorprende ya que la carrera política del hoy jefe de gobierno del DF ha estado cimentada en base ala agitación social y las “movilizaciones”, desde los tiempos en que salia de Tabasco para realizar plantones en la capital del pais que solo retiraba tras llegar a un acuerdo con el entonces regente y hoy diputado federal del PRD Manuel Camacho Solís.

 

La autoridad de los tribunales  no se basa en la popularidad de sus decisiones, sus determinaciones no están sujetas a "consultas" como el segundo piso del periférico y si, efectivamente, AMLO desoyó una orden judicial, debe ser procesado conforme a derecho, al actuar de esa forma los diputados no estarán formando parte de un “complot”, simplemente  aplicaran las consecuencias jurídicas necesarias al incumplimiento del GDF.

 

Para López Obrador su desafuero “dependerá de la gente” o dicho en otras palabras de si los grupos de choque que el controla a través de los Bejarano, los Batres etc. pueden imponerse al ordenamiento juridico y a la Cámara de Diputados. La ley podrá ser incompleta, inadecuada, incluso injusta, pero es la ley y por tanto, si queremos vivir en un estado de derecho debe ser respetada.

 

El “peje” ha señalado en repetidas ocasiones que él no cometió ninguna irregularidad y le asiste razón, por lo que el desafuero es injusto, de acuerdo a la doctrina del Jefe de Gobierno cada quien decide lo que es justo o no, lo que constituye una peligrosa utopía ya que el orden jurídico resulta precisamente, de que sea otro, un tercero quien decida acerca de la razón o no de nuestras pretensiones en base a una cierta normatividad.

 

Reza el dicho que “la cabra siempre tira pa’l monte”, con su actitud AMLO confirma lo anterior, recurre al método que tantas veces le dio resultado y le permitió obtener las componendas políticas que hoy lo tienen como alcalde capitalino, la extorsión y la amenaza, el ya clásico “petate del muerto” de la agitación social y la violencia, Andrés Manuel aplica nuevamente la misma receta que tanta muerte y atraso ha ocasionado en toda América latina; de nosotros dependerá que México no siga el camino de países como Venezuela, Bolivia o Ecuador.

 

La técnica de AMLO durante estos últimos años ha sido la de jugar al defensor de los pobres y al símbolo de los oprimidos, a pretender ser la victima de un perverso complot orquestado por: Carlos Salinas, Fox, la Segob, el PRI, el PAN y todo aquel (sea de izquierda o de derecha) que no apoye a pie juntillas las acciones del GDF. quizá sus técnicas le funcionen, pero en el trayecto habrá debilitado o destruido las instituciones que tanto trabajo nos ha costado formar a los mexicanos para convertirse en un vulgar Hugo Chávez o en una imitación de Mussolini

Quizá no le preocupe mucho, al final del día es la misma persona que "trabajaba" de agitador profesional durante los ochentas y principios de los noventas en su natal Tabasco, en todo caso,  solo hace uso nuevamente de métodos que le funcionaron en el pasado, ya  esta acostumbrado a comprometer el  estado de derecho.

 

El desafuero se plantea ya como una de las pruebas que tendrá que superar nuestra sociedad, el primero de muchos retos que México deberá vencer para demostrar que ha dejado de ser un país de caudillos, movilizaciones, caciques y similares, que ha dejado atrás la infancia política para convertirse  en una nación civilizada y regida por el estado de derecho, esperemos que  asi sea, por el bien de todos.